Psicología del color de la habitación del bebé: los mejores colores de la habitación del bebé para el desarrollo de su bebé

Ya sea que tenga su propia habitación o simplemente un pequeño rincón para la guardería de su bebé, los colores adecuados pueden ayudarlo a crear un espacio nutritivo para el desarrollo de su bebé. Nunca existe una forma correcta o incorrecta de decorar una habitación infantil. Se trata del espíritu y el amor que pones en el proyecto. En esta guía, exploraremos los mejores colores de la habitación del bebé y los efectos de desarrollo cognitivo que pueden tener.

Los estudios en psicología del color para habitaciones de bebés muestran que los siguientes colores funcionan bien para la habitación del bebé:

blanco

El blanco es uno de esos grandes colores unisex para habitaciones de bebés. Suele asociarse a bodas, pero también significa pureza y inocencia. La mayoría de los decoradores y psicólogos del color, sin embargo, advierten a los padres que no se excedan con el blanco. Por fin; Los colores evocan emociones y desencadenan el desarrollo cognitivo en las mentes jóvenes. Así que no te pongas todo blanco con una habitación para bebés. Agregue toques de alegría con tonos vibrantes como rojo, marrón, morado, verde oscuro, etc. Las paredes blancas son aburridas y, si bien no quieres estimular demasiado a tu bebé; tampoco quieres aburrirlos.

El blanco siempre es un gran color para la cuna, el armario, el cambiador y otros muebles para la habitación de los niños. Evite el uso de blanco en las paredes. Las paredes tienden a acumular mucha suciedad; Las paredes blancas son, por tanto, un no absoluto para las habitaciones de los niños.

azul

Independientemente de si tienes un niño o una niña, el azul es un color fantástico para un jardín de infancia. Pregúntele a la gente cuál es su color favorito y probablemente escuchará azul como respuesta. Gran parte de nuestro mundo es azul (cielo y mar). El azul también se asocia con Constancia y fiabilidad. También es representativo de sabiduría y colores populares de guardería para bebés. No hay evidencia de que los bebés reaccionen al color debido a su género. Así que adelante, usa el azul también para la habitación de una niña. Use pintura de color gris azulado claro para las paredes y use plantillas para agregar un patrón de borde de elefantes rojos o grises con coronas amarillas.

Un color azul claro es un espacio ideal para la habitación de un niño, ya que induce el sueño.

amarillo

Hay una creencia que va ‘Los bebés lloran más en las habitaciones amarillas.. Sin embargo, esto no es cierto y ninguna psicología del color en la habitación del bebé lo afirma con certeza. En efecto; El amarillo es un gran color unisex para la habitación del bebé. Está asociado con el sol y el calor. En el libro The Color Answer Book: del experto en color líder en el mundo El amarillo, escrito por la experta en color Leatrice Eiseman, es un maravilloso sustituto del color del sol en países donde no hay demasiado. La autora afirma que sus dos hijos crecieron en jardines de infancia amarillos y mientras tenían sus momentos de bebé enfermo, ninguno de ellos era el llorón crónico. El amarillo claro tiene un efecto estimulante y puede ser muy intenso. Por eso, opta por una tonalidad tonificada para la habitación de un bebé.

rojo

El rojo es un color emocionante y siempre llama la atención de la gente. Por lo tanto, no use el rojo con demasiada frecuencia en la habitación de su bebé. Más bien úselo como un color de acento para el colchón, las cortinas, las almohadas y otros accesorios. El rojo tiene propiedades tanto positivas como negativas. Los positivos son coraje, calor, y Fuerzaasí como la estimulación del vuelo de combate. Los aspectos negativos son el impacto visual, la agresión y el desafío. Por lo tanto, use el rojo de manera inteligente y sutil cuando se trata de colores para niños.

verde

Las combinaciones de verde y naranja o verde y rojo forman algunos de los mejores colores neutros para los colores de las habitaciones de los niños. También estimulan la mente del bebé y promueven el desarrollo cognitivo. El verde también es uno de los mejores colores para la habitación del bebé si no conoce el sexo del niño. El color es sinónimo de equilibrio, Abundancia, poder, naturaleza, y armonía. Espiritualmente trae energía y amor en el chakra del corazón y significa amor y curación. El color calma al bebé después de una noche o dos sin dormir.

naranja

El naranja es un gran tono neutro para la habitación de los niños. Es moderno y simbólico calor
y Comodidad. El naranja también es ideal para la habitación de un niño o una niña. Si el naranja es demasiado claro para ti, hazlo. Durazno. El melocotón sutil es un gran color para la habitación de un niño, ya que agrega el mismo brillo de sol, cálido y relajante a la atmósfera. Si insiste en un naranja más claro, en lugar de ponerlo en las paredes, agréguelo a paneles y accesorios. El naranja es un gran color de vivero para las personas que viven en países fríos donde los inviernos son un poco sombríos y los días cortos.

púrpura

Los colores fríos como el azul y el morado alivian a los bebés. Para una apariencia de jardín de infancia divertida y feliz, combine el púrpura con el color en el extremo opuesto de la rueda de colores: verde. Prueba también el color de contraste en los accesorios.

Antiguamente se consideraba demasiado femenina, hoy en día hay más colores de juguetes y ropa de niños que se visten de violeta. Simboliza el morado espiritualidad, sabiduría, honestidad, magia, y secreto. Es un gran tono neutro para la habitación de un niño o una niña. Puede optar por un tono púrpura tonificado que calmará y calmará a los bebés.

¿Existen reglas para elegir los colores de las habitaciones de los niños?

Al igual que con cualquier otra área de elección de color, no existen reglas estrictas y rápidas para elegir los colores para la habitación de un bebé. Si eres un padre tradicional y sabes el sexo de tu bebé antes de que nazca, siempre puedes optar por el rosa para las niñas y el azul para los niños. Pero si no eres convencional y solo quieres un ambiente agradable para que tu bebé crezca, hay muchas opciones para ti. La experta en color Leatrice Eiseman sugiere usar tonos cálidos que se compensan con algunos fríos. Melocotón tierno, natillas, azul nube, orquídea ganadora, plátano pálido y cañas son algunos de los colores que sugiere. También es importante saber que los colores de la guardería no se tratan solo del bebé. También se trata de los padres. Tenga en cuenta que habrá comidas y otros momentos estresantes (y alegres) en la guardería a las 2 a.m. ¡Elija una combinación de colores que también nutra el alma de los padres!

Conclusión

Los colores anteriores se consideran algunos de los mejores colores de guardería para el desarrollo del bebé. Sin embargo, el hecho de que un color cause o no una mejora cognitiva depende en gran medida de los pequeños. Algunos niños muestran una tendencia hacia ciertos colores desde pequeños. Muchas veces, la elección de los colores también está influenciada por los adultos (padres y abuelos), e incluso los dibujos animados muestran los relojes de los niños. A algunos niños les encantaría que sus habitaciones se mantuvieran en colores brillantes y vibrantes, mientras que otros prefieren apegarse a los colores de guardería atenuados en tonos pastel.

Share on facebook
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *